ARGENTINA

Fiscales insisten en que el uniformado se excedió al disparar su arma

Cómo sigue el juicio contra el policía salteño que salvó a un turista norteamericano

Declaró la víctima de los asaltantes, al que en ese momento le dieron 12 puñaladas.

Cómo sigue el juicio contra el policía salteño que salvó a un turista norteamericano

El juicio contra el policía salteño Luis Chocobar sigue su curso y este miércoles declaró uno de los protagonistas del caso, el turista estadounidense Frank Joseph Wolek (60), apuñalado el 8 de diciembre de 2017 en el barrio porteño de La Boca durante un asalto que terminó involucrando al agente acusado, quien tras una persecución mató a uno de los ladrones que había atacado al extranjero.

Wolek declaró ante los jueces del Tribunal Oral de Menores 2 y el resto de las partes que integran el juicio por videoconferencia desde su casa en Kentucky, Estados Unidos. Si bien las audiencias son reservadas, dado que además de al policía se juzga al cómplice de Pablo Kukok (el ladrón asesinado por Chocobar), que al momento de los hechos era menor, una fuente judicial confirmó a Infobae que el turista contó cómo lo atacaron los asaltantes y qué vivió después de recibir una seguidilla de puñaladas. “Creí que eran trompadas”, contó.

Para el abogado de Chocobar la declaración del testigo estadounidense, que duró más de dos horas, “fue favorable (para Chocobar) porque la ferocidad del ataque demostró la necesidad de tener que impedir que se concretara la fuga, porque está obligado por la ley y su deber, la peligrosidad quedó demostrada”.

Los jueces Fernando Pisano, Jorge Ariel Apolo y Adolfo Calvete pasaron a un cuarto intermedio para el próximo miércoles a las 11 cuando declaren los tres testigos que asistieron a Wolek tras el ataque.

Chocobar enfrenta en este juicio acusaciones graves, tanto por parte de la querella que representa a la familia de Kukoc como del Ministerio Público Fiscal. Para Rovatti, el agente bonaerense cometió un homicidio agravado por haber sido cometido por un integrante de fuerza policial, con abuso de sus funciones. Para este delito la pena es la máxima: prisión perpetua.

En cambio, para el fiscal de instrucción Marcelo Martínez Burgos, titular de la Fiscalía de Distrito del Barrio de La Boca, y para Susana Pernas, fiscal del juicio, Chocobar es autor de un homicidio agravado por haber sido cometido con un arma de fuego en exceso del cumplimiento del deber. En este caso, la pena es mucho menor; tiene un máximo de cinco años y un mínimo de dos, por lo que podría recibir una condena de prisión en suspenso y no ir a la cárcel.

Fuente: Infobae

¿Compartís la nota?