INTERNACIONAL

Horror

Un micro arrolló a un grupo de piqueteros que cortaban la ruta, murieron cinco personas

Los manifestantes protestaban en una ruta con reclamos de política local y habían puesto un cordón de piedras para cortar la circulación de los vehículos.

Un micro arrolló a un grupo de piqueteros que cortaban la ruta, murieron cinco personas

Un micro atropelló a un grupo de manifestantes que bloqueaban una ruta en el suroeste de Bolivia y dejó un saldo de cinco muertos. El chofer circulaba sin registro y testigos aseguraron que ni siquiera hizo sonar la bocina antes de embestir a las personas.


El trágico episodio ocurrió el lunes en la región andina de Potosí, a 12 kilómetros de Uyuni y a 300 kilómetros de la frontera con Argentina. Los manifestantes protestaban en una ruta con reclamos de política local y habían puesto un cordón de piedras para cortar la circulación de los vehículos.


Pasadas las 19.00, un micro de transporte público de la empresa Trans Quijarro atravesó las piedras y embistió a los manifestantes. Luego chocó contra una moto y un automóvil que transitaban por la ruta.
Los testigos afirmaron que el hombre circulaba sin luces delanteras y que no tocó la bocina antes del impacto. También aseguraron que intentó escapar, pero que lo pudieron retener hasta que llegó la policía.
El director departamental de Tránsito de Quijarro, Sergio Valdivia, indicó que las víctimas son cuatro mujeres y un hombre. Y aclaró que no hubo más heridos por el ataque del conductor.


“Nosotros estábamos en pleno bloqueo y como hay piedras, el bus vino sin luz y ni siquiera tocó la bocina. Solo se escuchó el ruido de las piedras y cuando me di la vuelta el micro hizo trizas a las personas”, indicó un manifestante, en declaraciones que recogió el diario Página Siete.
Según informaron fuentes policiales, el conductor del micro que embistió al grupo de manifestantes no llevaba su licencia de conducir al momento de ser arrestado.
El director departamental de Tránsito afirmó que el hombre contó que había tenido “un problema mecánico y por ese motivo perdió el control del vehículo”. Los agentes le realizaron un examen de alcoholemia y enviaron la muestra al Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) “para determinar si había presencia de alcohol en la sangre”.


Los testigos indicaron que el hombre estaba ebrio al momento de atropellar al grupo de manifestantes, que realizaban diversas demandas locales, entre ellas, la destitución del delegado de la gobernación potosina para la provincia Quijarro, Beltrán Mamani, al que acusaron de buscar la división de algunos sectores como los comerciantes y cívicos de Uyuni
 

¿Compartís la nota?