SALTA

Lo viste en vivo en DNIsalta.com

[VIDEO] Gastronómicos dicen no sentirse representados por el sindicato y las cámaras y se cansaron de no ser escuchados por el Gobierno provincial

El encargado de una popular peña folclórica de calle Balcarce aseguró que las entidades que nuclean a los trabajadores del sector "no hicieron absolutamente nada" y que hay una cuestión política por detrás y "no es la primera vez que sucede", mientras que los trabajadores la siguen pasando mal y ven desplomarse sus fuentes laborales por las restricciones. "El Gobierno piensa que los gastronómicos podemos sostenernos sin trabajar cuando lo nuestro es día a día, no tienen idea", se despachó.

El martirio diario de los gastronómicos peleándola día a día con notoria reducción de sus fuentes laborales
El martirio diario de los gastronómicos peleándola día a día con notoria reducción de sus fuentes laborales

El sector gastronómico en Salta ya lleva 15 meses de golpes, cimbronazos, postergaciones y agonía permanente, al ver cercenadas sus oportunidades laborales a causa de las restricciones por la pandemia, que tiene de rehenes a cientos de empleados gastronómicos y pequeños y medianos empresarios y a la espera de soluciones, cuando ya hubieron manifestaciones, protestas, pedidos directos a través de notas y petitorios al Gobierno provincial y también a través de los medios de comunicación sin encontrar respuestas.

Y en medio de un panorama de total incertidumbre y a la espera de las nuevas medidas que dictará el Comité Operativo de Emergencias en los próximos días, dialogó en vivo desde nuestro estudio de televisión Sergio Juan, encargado de la peña folclórica Marca Borrada ubicada en el corredor Balcarce, quien pasa a representar a una buena parte de trabajadores gastronómicos que hoy no encuentran representación en las distintas cámaras del rubro ni en el sindicato, y que optan por el camino de la lucha por sus puestos laborales de manera autoconvocada y sin representación sectorial.

Sergio Juan, como tantos otros, asegura no sentirse representado con UTHGRA, como por la Cámara de Comerciantes Gastronómicos Unidos que preside Carol Ramos, y están peleando por su cuenta de manera autoconvocada.

Se trata de trabajadores que nunca fueron convocados por la Provincia, quienes presentaron varias notas desde hace varios meses proponiendo sus ideas y soluciones a sus problemáticas sin obtener respuestas.

Cabe consignar que la crisis de los gastronómicos se agudizó en relación a 2020 por el agravante de no contar este año con las  ATP nacionales y otros beneficios o incentivos para el sector que funcionaban tiempo atrás como un paliativo que oxigenaba sus cuantiosas deudas de alquileres, insumos, servicios y pagos de sueldos, como así también para atenuar el impacto de las bajísimas ventas, tratándose de una actividad cuyo "fuerte" históricamente estuvo en la nocturnidad al ser el corredor Balcarce, y otros, polos gastronómicos nocturnos, y que hoy los encuentra abriendo sus locales solo hasta las 22.

"En un negocio gasatronómico donde tenemos un montón de gastos fijos, además de las variables, con costos de espectáculos, escenario, sonido, artistas, impuestos, la única manera de sobrellevarlo es con el consumo, y si no hay gente, no hay manera de sostenerlo. No queremos llegar a cerrar las puertas y dejar a familias sin trabajo. Nos están dando solo dos horas para trabajar, no estamos pidiendo que nos regalen nada. Tuvimos momentos duros, pero jamás durante un año y medio. El Gobierno provincial no ve la reducción de personal que tenemos que efectuar porque no nos queda otra. Nosotros somos 23 empleados, pero ahora estamos rotando todos y después no tenemos para pagarles", describió el trabajador gastronómico las enormes dificultades por las que atraviesa el sector.

"Nosotros hicimos varias peticiones, mandamos notas al Gobierno, y hasta el día de  hoy no nos respondieron. Pedimos restricción horaria desde las 2 de la mañana primero, luego cerrar las puertas a las 12 pero permitir que los clientes que quedaban adentro puedan quedarse hasta la 1 sin tener que apurarlos para que coman y se vayan, comprometiéndonos a asumir los costos del control del cumplimiento del protocolo pagando nosotros adicionales de la Policía. Si una persona viene a comer y en una hora ya se tenga que ir, lo más lógico es que termine no viniendo", explicó Juan, para luego diferenciarse de los gastronómicos agrupados en cámaras o representados en el gremio gastronómico.

"Estuvimos pidiendo que nos convoquen y nada, tal vez convocaron a algún sector, no sé cómo se mueven. El sector gastronómico hoy depende de UTHGRA (Unión de los Trabajadores Hoteleros y Gastronómicos de  la República Argentina), y UTHGRA la verdad es que no nos representa en absolutamente nada, porque desde que comenzó la pandemia, UTHGRA, con Pablo López a la cabeza y todos los que vienen por abajo no hicieron absolutamente nada. Nunca fueron, nunca preguntaron si necesitábamos algo. Y es que hay una cuestión política por detrás", se despachó el comerciante.

Juan apuntó a que las autoridades del gremio y las cámaras no responden a los representados, al decir que "no es la primera vez que sucede esto. Yo entiendo el tema político, pero acá hay que dejar de lado la política y empezar a hablar de lo esencial, que no se habla: de cómo mantenés a tu familia. Hay algunas personas que tienen más subsidios y nosotros lo que pedimos solo es laburar, que nos den un espacio delimitado donde podamos laburar y desarrollar nuestra actividad. Porque acá no solo la paga el gastronómico, sino también los artistas a los que se suele dejar de lado. Si nosotros abrimos dos horas un local, hay dos grupos o dos artistas que no van, y si no abrimos no hay artistas, y por ende no hay trabajo", enfatizó el trabajador.

El comerciante  también se refirió a la decisión de los gastronómicos de mantener sus locales funcionando hasta las 12 de la noche el pasado fin de semana, lo que fue atestiguado en su momento por la cámara de DNIsalta.com durante la transmisión en vivo realizada por Abel Díaz desde el corredor nocturno de calle Balcarce. 

En aquella oportunidad, se produjo una situación de rebeldía y desacato, también porque la norma y la autoridad  pierden legitimidad ante la postura radical de quienes gobiernan de negarse escuchar a un sector que viene pidiendo a gritos ser atendidos y convocados para determinar, en conjunto y en consenso, lo mejor para todos, poniendo el real equilibrio entre la entendible prioridad que debe ser la salud de los salteños ante una cruenta segunda ola de pandemia que nos acecha, con la necesidad real de trabajar de quienes vienen siendo duramente castigados desde hace 15 meses privándolos del derecho a trabajar.

Al respecto, el encargado de la peña folclórica, dijo: "Lamentablemente te llevan a la confrontación y a la rebeldía, porque si nosotros no trabajamos, no ingresa dinero y no comemos. Los gastronómicos no podemos sostenernos sin trabajar como se piensa, lo nuestro es el día a día. También hay trabas para que los gastronómicos puedan acceder a subsidios o a créditos, te buscan la vuelta para otorgártelo. Pero a la luz, el gas, el agua y los impuestos hay que pagarlos exactamente igual a que si estuviésemos trabajando y no te perdonan ninguna boleta, no hay contemplaciones de nadie. La gente del COE que decide y el Gobierno no conocen cómo funciona el negocio gastronómico porque nunca lo fueron. Falta un acercamiento entre las partes para buscar un punto de encuentro, pero el Gobierno ni lo intenta. Se toman todas las medidas detrás de un escritorio".

MIRÁ el VIDEO.
 

¿Compartís la nota?